2 febrero, 2010. Patricia12 Comentarios

Muffins de dos Chocolates

Como buena golosa que soy comenzaré con una receta de repostería que considero es muy fácil y agradecida. Ya es la segunda vez que hago estos deliciosos muffins y la verdad es que han sido un éxito total. Como he dicho ya, son facilísimos de hacer y lo que es más importante: cada uno puede ponerle “su toque” especial en la decoración e incluso variando un poco los ingredientes, por ejemplo cambiando el cacao por plátano aplastadito, frambuesas, almendra picada… ¡hay mil posibilidades!. Me he basado en la receta de muffins de Bea, aunque yo le he dado un par de toques para experimentar un poquito.

Como curiosidad deciros que me he estado informando (I love wikipedia) sobre las diferencias que hay entre muffins , magdalenas y cupcakes, porque ni yo misma lo tenía claro. Como todos ya sabréis, los muffins son de origen anglosajón, al igual que los cupcakes cuya traducción  literal es pastel individual en forma de taza, en cambio, el término muffin se dice que procede de moofin, cuyo origen puede deberse a una adaptación de la palabra francesa moufflet (pan suave). Las magdalenas en cambio son dulces típicos de la región de Lorena en Francia. Las magdalenas y los muffins tienen como ingredientes base: harina, leche, mantequilla, levadura química y azúcar aunque las proporciones de los mismos varían de un postre a otro: el muffin suele ser menos dulce y contiene más mantequilla. En cuanto al aspecto y a la forma de prepararlos, al mezclar los ingredientes en el caso de las magdalenas se introduce más aire en la masa que en los muffins, decir también que las magdalenas se suelen hacer en moldes de papel rizado y los muffins en moldes con las paredes rígidas.  Por último destacar la versatilidad que tienen los muffins en cuanto a rellenos, sabores y decoración. Hay todo un mundo de muffins ahí fuera esperando a ser cocinados así que… ¡manos a la cocina!

Estoy preparando un especial de San Valentin para la semana que viene, sí, lo confieso, soy una romántica empedernida y aunque sé que es un día comercial que se ha creado para que el Corte Inglés (entre otros) gane más dinero  tengo muchas ideas e ilusión y estoy deseando ponerlas en práctica.

INGREDIENTES:

  • 280 gr. de harina de repostería.
  • 175 gr. de azúcar moreno
  • ½ cucharadita de levadura en polvo
  • ½ cucharadita de bicarbonato
  • 5 cucharadas de cacao en polvo
  • 170 ml. de leche
  • 150 gr. de mantequilla derretida
  • 2 huevos
  • 200 gr. de perlitas de chocolate negro
  • 200 gr. de perlitas de chocolate blanco
  • 150 gr. de perlitas de azúcar de colores
  • 5 gotitas de esencia de vainilla
  • una cucharadita de canela

PREPARACIÓN:

Poner el horno a calentar a 180 grados y posteriormente engrasar el molde/moldes para 12 muffins. Otra posibilidad es meter directamente los moldes de papel en el molde de muffins, así te ahorras el tener que limpiarlo después y luego salen perfectos.

Introducir en un bol la harina, el azúcar moreno, la levadura, la canela, las perlitas de chocolate negro, el bicarbonato y el cacao en polvo. Mezclar todo. La canela es opcional, yo se lo añado porque soy una canela-adicta y me gusta mucho.

Batir los huevos y mezclar con la mantequilla fundida, la leche y las gotitas de esencia de vainilla. Otra opción es hervir la leche con una vaina de vainilla, aunque luego habría que dejarla enfriar para que la leche estuviera a temperatura ambiente.

Echar esta última mezcla en el bol de los ingredientes secos y mezclar con la espátula en un máximo de 10 /15 movimientos, quizás veáis que queda algún grumo en esta mezcla, no pasa nada ya que estos grumitos desaparecen  en el horno por arte de magia culinaria. Seguidamente vierte un poquito de esta mezcla en el molde hasta ocupar tres cuartas partes del espacio disponible ya que, debemos tener en cuenta que los muffins crecen.

Introduce el molde/moldes de muffins en el horno y espera 20 minutitos. Estos deliciosos muffins estarán listos cuando introduzcas un palillo y éste salga limpio.

Sacar del horno y dejar enfriar unos diez minutos, desmoldar y dejar enfriar veinte minutitos más. Mientras puedes ir fundiendo el chocolate blanco al baño maría. Cuando lo tengas hecho y los muffins estén fríos, decóralos poniendo una cucharadita de chocolate blanco fundido y unas perlitas de colores. Esta última vez  estaba inspirada y probé varias cosas con la inestimable ayuda de una manga pastelera. A ver qué os parece. Para finalizar dejad enfriar  los muffinsy tendréis unas muffins deliciosos!!!! Es aconsejable guardarlos en un recipiente cerrado para que duren más de un día.

OBSERVACIONES:

Puedes ponerle perlitas de chocolate blanco en lugar de perlitas de chocolate negro a la mezcla.

Una bonita idea para presentarlos es comprar papel celofán transparente y hacer paquetitos individuales o de dos en dos con un lacito para sujetarlo. Quedaréis divinamente.

Bon appétitttttt!


Comparte esta receta:


Otras recetas que quizá puedan interesarte:
12 Comentarios en Muffins de dos Chocolates

Contestar

  

  

  

Current ye@r *


Otras recetas que quizá puedan interesarte:

ING Cuenta Naranja